EL CLIMA
CD. VICTORIA
El tiempo - Tutiempo.net
NVO. LAREDO
El tiempo - Tutiempo.net
REYNOSA
El tiempo - Tutiempo.net
MATAMOROS
El tiempo - Tutiempo.net
TAMPICO
El tiempo - Tutiempo.net
Panteones municipales de Victoria yacen enmontados y en el abandono
TAMAULIPAS | VICTORIA | 2018-08-07 | GACETA
(Foto: Especial)
Al menos dos de los tres panteones municipales que hay en Victoria lucen sucios, descuidados y sin mantenimiento por parte del personal que ahí labora o del ayuntamiento.

Durante un recorrido por los panteones del Cero Morelos y el De la Cruz se pueden apreciar las condiciones de olvido en las que se encuentran, sobre todo este último, ubicado en la colonia Azteca.

Caminando por los pasillos de este cementerio municipal, al que por cierto ya le queda poca vida útil, salta a la vista el crecimiento de la hierba y el acumulamiento de desechos que incluso tapan la visibilidad a las tumbas.

“La verdad es que solamente cuando se acerca el Día de Muertos es cuando vienen a limpiar, y a veces ni así, porque el año pasado yo recuerdo que faltaban dos días y estaba llenísimo de hierba y uno tuvo que pagar para que limpiaran; claro que ahorita está peor”, expresó doña Julia quien visitó el Panteón de la Cruz este fin de semana.

Muchas lápidas ni siquiera se alcanzan a distinguir porque están rodeadas y cubiertas por la hierba, la maleza y la basura que además es criadero de ciertas alimañas y zancudos que transmiten enfermedades.

Pero además, el riesgo de que se reproduzcan los mosquitos es mucho mayor porque esos insectos después viajan a los hogares vecinos convirtiéndose en verdaderas plagas y un peligro latente de transmisión de enfermedades como zika o dengue.

“Yo vivo acá enfrente por el lado norte y sí, ya empieza a haber mucho zancudo y moscos; casi siempre es en estos meses cuando abundan. Aunque a veces vienen a fumigar pero no desaparecen al cien por ciento y son moscos que nacen aquí en el panteón”, declaró el señor de la tercera edad Adrián, habitante de la colonia Azteca.

Por si fuera poco, además de convertirse en nido de alimañas, depósito de basura y criadero de zancudos, el Panteón de la Cruz también sirve de refugio para malvivientes o gente que acude a embriagarse o drogarse, tal como se pudo apreciar también en esta morada de los difuntos donde se observaron a algunas personas que sin el mayor respeto tomaban cerveza sentados arriba de una lápida mientras que en otras se observaban las latas ya vacías.